jueves, 12 de mayo de 2011

GRECIA PARALIZADA EN UNA NUEVA HUELGA GENERAL



Kaosenlared. Internacional | Agencias/Prensa

Atenas.- Los griegos salieron hoy a las calles, con motivo de la huelga general convocada por los sindicatos, para protestar contra las medidas de austeridad y las privatizaciones decididas por el gobierno que trata de obtener una ayuda internacional adicional para evitar la reestructuración de la deuda.
Durante la manifestación la Policía de Atenas utilizó gases lacrimógenos para dispersar a los manifestantes. Según varios testigos, los policías golpearon al menos a cinco personas que fueron trasladadas en ambulancia a hospitales cercanos.
El paro general, el segundo este año, fue convocado por la Confederación de Trabajadores de Grecia y el Sindicato de Funcionarios Civiles, para protestar contra el nuevo plan de austeridad con el que el gobierno quiere recaudar 76 mil millones de euros hasta 2015.
La huelga paralizó el transporte por mar y ferroviario, obligó a cancelar cientos de vuelos y mantiene a la asistencia sanitaria en servicios mínimos.
Los colegios, las guarderías y las oficinas públicas están cerradas y también los periodistas se pusieron en huelga en protesta contra la ola de despidos, las reducciones de salarios y el cierre de medios, por lo que Grecia sufre hoy un apagón informativo generalizado.
La huelga tiene lugar en un ambiente de extrema tensión por los crecientes comentarios de que Grecia tendrá que recurrir a un nuevo paquete de ayuda externa o, incluso, reestructurar su deuda ante la imposibilidad de asumir el pago de sus obligaciones.
"Que la crisis la pague la plutocracia y no el pueblo" o "pueblo, no bajes la cabeza y no te dejes vencer", eran algunas de las consignas coreadas por los manifestantes, que portaban pancartas con mensajes contra la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI), cuyos representantes están estos días en el país.
Uno de los presentes en las manifestaciones, Vangelis Papadoyannis, de 46 años y empleado en una empresa de nuevas tecnologías, ha resumido el sentir de los participantes al afirmar: "Ellos quieren eliminar las conquistas sociales de varios siglos". "No permitiremos que nos roben nuestro trabajo, el pan de nuestros hogares y que reduzcan el personal en las empresas", declaraba otro trabajador, en este caso de la empresa pública de ferrocarriles, una de las que se enfrentará a recortes de plantilla. "Si fuera en beneficio del Estado, estaría dispuesto a hacer concesiones pero están vendiendo sólo para pagar a nuestros acreedores", ha lamentado Tassoulas Carabina, de 48 años y empleado de la empresa de electricidad DEI-PPC.
"Ya basta, los ricos y los que defraudan al fisco deben pagar" se leía en la mañana en un cartel de la GSEE antes del inicio de la marcha: "No a los remates" indicaban otros refiriéndose a los programas de privatizaciones previstos de los grandes grupos públicos del agua y la electricidad. Las ganancias de las privatizaciones deberían servir para reducir la deuda de 340 mil millones de euros que llegará a un 152% del producto interno bruto (PIB) a fin de año.
Un equipo de expertos de la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional se encuentra en Atenas para inspeccionar las medidas de ahorro puestas en marcha por el gobierno griego y decidir el pago de los 15 mil millones del quinto tramo del préstamo internacional.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada